Une clúster a la industria

Dejan a un lado competencia y se unen para desarrollar la economía e industria en general
Publicado en Abril 2017
por Ivonne Lara, Arturo Velázquez y Nancy Hernández
››Sergio Pérez
Director de clúster en la Secretaria de Economia
››Sergio Pérez Director de clúster en la Secretaria de Economia
La clusterización ha sido en los últimos años una de las actividades a las que cada vez más entidades han recurrido, pues al operar en grupo las compañías obtienen grandes beneficios, entre ellos; el tener una mayor eficacia en procesos productivos.


Se estima que en el país existen más de 70 clústeres industriales, entre los que destacan aquellos relacionados con el sector automotriz, aeroespacial, tecnologías de la información, agroindustria y electrónica.

Se estima que en la zona noreste del país es donde más de ellos se concentran. Y Nuevo León destaca por ser una de las entidades pioneras en la formación de clústeres, e incluso cuenta con un Consejo Estatal de Clústeres que integra a 13 agrupaciones.

Sergio Pérez, Director de Clústers en Nuevo León comentó que el estado inició en el 2005 con la creación del clúster aeroespacial, servicios médicos, automotriz, agroalimentos, software, electrodomésticos, biotecnología, nanotecnología, vivienda, turismo, medios interactivos, de transporte y logística, y energía.

“La estrategia de la entidad se ha enfocado en crear clúster de sectores que tienen alta incidencia en la economía”, dijo al agregar que la labor de un clúster es ser colaborativo y se conforma por la triple hélice: empresas privadas, gobierno y universidades.
La labor de la iniciativa privada es detectar cual es la demanda y cuáles son las empresas que necesitan alinearse a esa demanda para poder satisfacerla. Las universidades por su parte, apoyan con metodologías, cursos de capacitación y consultoría, mientras que el gobierno tiene fondos para dirigir a dichos programas y apoyar a las empresas a su crecimiento y desarrollo.

Pérez recalcó que en un clúster las empresas comparten mejores prácticas y dejan a un lado la competencia y unen para buscar el desarrollo de un sector.
El directivo de los clústeres declaró que Nuevo León está más adelantado que otros estados en la creación y organización de estas agrupaciones, puesto que los empresarios están convencidos de que la forma de avanzar es colaborando con otras industrias.

“La competencia no es la empresa que está cruzando la calle, sino aquella que está en otros países. Y trabajar en conjunto ayuda a ser más competitivo a nivel mundial”.
Se estima que en Nuevo León, más de 600 empresas están incluidas en los diversos clústeres.

Pérez señaló que desde la entidad se han apoyado a otros estados en la creación de clústeres, como por ejemplo en el Bajío, Durango, Chihuahua y Tamaulipas, incluso, han llevado dicho modelo a Colombia y Sudáfrica, para tropicalizarlo y aplicarlo.

El reto: cadena de proveeduría

Actualmente, entre los retos a los que se enfrentan los clústeres destaca el contar con una mayor integración y competitividad entre en las compañías que los integran y el recurso humano disponible, por lo que el desarrollo de proveedores es relevante.

“Algunas pymes no tienen estándares de calidad y necesitan certificarse o prepararse tecnológicamente, y es allí donde entra el desarrollo de proveedores, a través del clúster”, explicó el dirigente de los 13 clústeres en Nuevo León.

“Al estar incorporado a un clúster, las compañías pueden acceder a dichos programas o talleres con un costo más accesible y pasando por dichos procesos, pueden quizá vincularse con empresas tractoras y hacer negocios”.

Cada clúster y cada sector tiene sus necesidades, sin embargo en todas ellas el contar con una cadena de suministro local y de calidad es la principal.

En el caso del sector de electrodomésticos en Nuevo León, el CLELAC (Clúster de Electrodomésticos) está en busca de inyección de plásticos, motores, abanicos, acero, y otros más.

Para lo anterior el clúster recurre a varios programas para desarrollar la cadena de valor, entre los que destaca un entrenamiento de 48 horas en el que participaron 65 compañías.

“Es un programa de desarrollo a través del Tecnológico de Monterrey, en donde se otorgan las herramientas básicas para implementarlas en los procesos de manufactura de aquellos proveedores pequeños y medianos que no tienen conocimiento e infraestructura para participar en las ligas mayores”, explicó Eduardo Elizondo, Presidente del CLELAC.

Otra herramienta con la que ha trabajado el organismo es la red CLELAC, en donde los proveedores se dan de alta a través de un sitio web, y así las empresas asociadas al clúster pueden acceder a conocer toda la información de los proveedores. Actualmente son más de 100 empresas las suscritas a dicha red.

El presidente del CLELAC puntualizó que en total son más de 100 las empresas que se han desarrollado a lo largo del tiempo.

Cabe destacar que dicho clúster se conformó en el año 2009, y hoy en día está conformado por 50 organizaciones, de las cuales 42 son empresas, tres instituciones de gobierno y el resto universidades.

El sector de electrodomésticos es un potencial, pues cuenta con el 41% de la producción nacional y desde Nuevo León elaboró más de 3 mil 550 millones de dólares en el 2016.
Para el clúster el desarrollo de la cadena de proveedores es un reto. “A través del tiempo se han generado varias cadenas de valor. Actualmente alrededor de dos terceras partes de los insumos de las empresas del clúster son nacionales. Se ha ido desarrollado y vemos un potencial de ir creciendo este número para estar en más de un 80 por ciento”, dijo Elizondo.

Mientras tanto el Clúster Automotriz de Nuevo León, está en proceso del desarrollo de proveedores de estampados, fabricantes de herramentales y forja caliente entre otros.
Conformado por 104 organizaciones de las cuales 50 son Tier 2, cinco son armadoras de vehículos pesados y el resto Tier 1, el CLAUT trabaja continuamente para desarrollar proveedores y apoyar a las compañías que la integran en sus demandas de requerimientos.

En el 2008 la organización creó un Diplomado Desarrollador de Proveedores dirigido al área de compras de las grandes compañías, así como el primer programa de Core Tools.
En el 2010 se creó el Comité T2 para desarrollar a las empresas de dicho nivel y en el 2011 se certificó a la primera generación del Diplomado Desarrollador de Proveedores.

En el 2014 el CLAUT creó un proyecto para desarrollar la cadena de valor de Ternium, con el apoyo del INADEM. Para ello se otorgó un apoyo económico de 22,4 millones de pesos y las empresas participantes destinaron 57,2 millones de pesos. Más de 120 compañías se desarrollaron con dicho programa.

Alfonso Peña, Encargado del área de proveeduría en el CLAUT dijo que otro de los proyectos en los que trabaja el organismo está apoyado en el Fondo FINOVA, con el que se quiere apoyar a las grandes empresas para que puedan producir los herramentales en México pero sobretodo que fabriquen las piezas en México.

Además, se está trabajando para recibir un apoyo para establecer un Centro de Innovación en Diseño, Fabricación y Mantenimiento de Herramentales, específicamente en moldes de fundición y troqueles, tanto para la preparación de técnicos como ingenieros.

Desarrollan proveedores

El Clúster de Transporte y Logística en Nuevo León es otro de los que también está trabajando en el desarrollo de proveedores, para sustituir importaciones.
La idea de dicho clúster es buscar en México proveedores o fabricantes de cajas secas o plataformas, que puedan atender la demanda del organismo, la cual consiste en 120 cajas en los próximos 12 ó 18 meses.

Mauricio Cabello, Director General del Clúster de Transporte y Logístico, indicó que están conscientes de que hay proveedores que no tendrán capacidad de elaborar toda la cantidad de demanda, principalmente, porque ya tienen comprometidas sus instalaciones para otros giros o productos. “Pero si un fabricante puede producir 10 o 20 al año, y otro 40, podremos ir sumando la cantidad necesaria de manera local y eliminar las importaciones”, dijo Cabello.

Clústeres en SLP

En el 2015 se constituyó oficialmente el Clúster Automotriz de San Luis Potosí, iniciando con 10 miembros; 5 empresas, 3 universidades y 2 organismos gubernamentales.
A poco menos de dos años de su creación dicho organismo se ha consolidado como un impulso para el desarrollo de la competitividad del sector automotriz en el estado.

Para el cierre del 2016 se contabilizaron 38 socios, y en este primer trimestre cuenta ya con 43, la meta de este año es poder cerrar con 60 agremiados.
Héctor Soto Duna, Director del Clúster detalló que la incorporación de las armadoras BMW y GM al Clúster han sido altamente productivas.

Entre algunos de los insumos que más se desarrollan en dicho clúster destaca la forja, la inyección de plástico, maquinados de alta precisión, casting, procesos de fabricación de moldes y tratamiento térmico, entre otros.

El proyecto para localizar a los proveedores mencionados anteriormente, comienza oficialmente en el mes de julio y en coordinación con JETRO se trabaja en identificar los proveedores potenciales.
Además del Clúster Automotriz, San Luis también cuenta con un clúster enfocado en la logística.

Actualmente dicha agrupación trabaja con 16 asociados y se espera que en este trimestre se unan cuatro más para llegar a las 20 empresas que conforman este complejo más 7 instituciones académicas y 7 instituciones de gobierno.

Guanajuato atractivo automotriz

La industria automotriz ha sido una de las que más clústeres ha impulsado. Pues hay que destacar el caso exitoso del clúster Automotriz de Guanajuato, el cual está conformado por 112 empresas en su mayoría Tier 1, grandes transnacionales, las cuatro ensambladoras que operan en Guanajuato y además está por integrase Ford y Toyota, en cuanto arranquen operaciones.

De manera general el Clúster representa un aproximado del 80 por ciento de las exportaciones totales del estado, cerca de 20 mil millones de dólares. Y cuenta con proveedores de plásticos, servicios, metal-mecánica que generan 300 ó 500 empleos de origen mexicano; desde empaque, transporte, logística, alimentos, uniformes, piezas para vehículos, interiores, acabados para asientos entre otros.

“Estamos en un proceso de crecimiento, hoy en día proveedor mexicano es más competitivo que nunca. En el estado hay más de mil 600 proveedores guanajuatenses integrados a la industria automotriz en sus diferentes rubros”, dijo el director de dicho organismo, Alfredo Arzola.

¿Qué es un clúster?

Es la concentración geográfica de una misma industria, con intercambio comercial o de servicios entre ellas, con oportunidades comunes y que comparten mano de obra especializada.

Estos se conforman por la triple hélice: empresas privadas, universidades y gobierno

Ventajas:

  • Compartir conocimientos y mejores prácticas
  • Contar con proveedores especializados en materia prima y servicios
  • Buscar el bien común del sector
  • Trabajar en conjunto para solucionar problemáticas de la industria
  • Apoyo de instituciones educativas y gobierno


Buscan proveedores CLAUT NL busca:

  • Estampadores con prensas de más de 1,000 toneladas
  • Fabricantes de herramentales
  • Forja caliente
  • Fundición de hierro nodular y hierro gris
  • Rotomoldeo


CLELAC NL busca:

  • Acero
  • Plástico
  • Troquelados
  • Estampados
  • Compresores


CTYL busca proveedores:

  • Cajas secas o plataformas


El Clúster Automotriz de SLP busca:

  • Forja
  • Inyección de plástico de ingeniería
  • Maquinados de alta precisión
  • Casting
  • Procesos de fabricación de moldes de inyección de plástico y troqueles
  • Tratamiento térmico y recubrimientos como zinc y níquel