Construirá Bosch fábrica inteligente

La empresa elaborará componentes electrónicos desde Celaya
Publicado en Junio 2018
por Arturo Velázquez / Guanajuato
La compañía alemana, Bosch proveedor líder a nivel global en tecnología y servicios, está invirtiendo 100 millones de euros, en una nueva planta que se ubicará en Celaya, Guanajuato.
La empresa planea construir una fábrica inteligente para componentes electrónicos en la Ciudad de México para 2020.
Dicha inversión resalta la importancia que tiene el país para Bosch, sobre todo después de que México fue socio del HANNOVER MESSE de este año.


"Bosch está comprometido con México. El país es y seguirá siendo un mercado importante y un centro coordinador para nuestra red global de fabricación y desarrollo”, dijo Stefan Hartung, miembro del consejo de administración de Bosch, antes de la feria internacional de comercio.
La nueva instalación de aproximadamente 21 mil metros cuadrados de Celaya, Guanajuato, fabricará unidades de control electrónico (ECU) para el mercado estadounidense. Estos son componentes clave para la movilidad conectada. Junto a la planta de Ciudad Juárez, la de Celaya albergará la segunda planta de la división de Electrónica-Automotriz en México.
Con una superficie total de 170 mil metros cuadrados, el sitio tendrá capacidad para una mayor expansión en el futuro. Además, el plan es construir un centro logístico para México en la propiedad colindante, que también servirá como almacén para la nueva planta.


Industria 4.0 como una ventaja competitiva en México
El mercado emergente de América Latina y su industrialización en aumento durante los últimos años ha impulsado a la industria principalmente del sector automotriz. Tan solo en 2017, se fabricaron casi 3.8 millones de vehículos en México. Con el fin de aumentar la eficiencia y la competitividad como un lugar de fabricación líder a nivel mundial, México se está enfocando gradualmente en el uso de la Industria 4.0. y Bosch está jugando un papel en esto.
La planta empleará un sistema de ejecución de fabricación (MES), que automáticamente recopila datos y comparte información de producción en tiempo real, lo que hace posible el mantenimiento preventivo de la maquinaria, como una mayor calidad del producto. El sistema también conecta digitalmente la planta a la red de fabricación global del Grupo Bosch.


“Para mediados de 2019, la fabricación en casi todas las plantas de Bosch en México estará equipada con nuestro sistema de control inteligente”, dijo René Schlegel, presidente del Grupo Bosch en México.

Fortalece su presencia
Con la inversión en esta nueva ubicación, Bosch continúa su expansión a largo plazo en América del Norte.
Cabe destacar que en los últimos cinco años, se han invertido alrededor de 2 mil 600 millones de euros en el fortalecimiento de la presencia local de la compañía.


En México, donde Bosch ha estado activo desde 1955, la compañía abrió una nueva fábrica para sistemas de seguridad de conducción en Aguascalientes en 2016. A fines de 2017, entró en operación una planta para sistemas de dirección en Querétaro. El país también está ganando importancia como lugar de desarrollo: desde 2014, Bosch opera un centro de desarrollo de software y servicios de ingeniería para el mercado de América del Norte en Guadalajara. Una gran proporción de la suma de inversión también se destinó a Estados Unidos donde las plantas de Soluciones de Movilidad en Charleston y Anderson se están expandiendo actualmente, y a principios de este mes, Bosch abrió un nuevo centro de investigación en Sunnyvale, en el Silicon Valley de California.

Inversión:
120 mdd